Mantenimiento Anual

Tips de mantenimiento anual

 

  • Chequear la válvula de presión del calentador de agua. Esto evitará la acumulación de minerales y la corrosión, lo que evitará posibles fugas. También ayudará a que el calentador opere de manera más eficiente.
  • Aspirar las bobinas del refrigerador. El refrigerador puede consumir el 15% del total de la potencia del hogar por lo que es recomendable que funcione eficientemente.  Con el tiempo, las bobinas se ensucian y el refrigerador necesita más electricidad. Pueden ahorrar hasta $100 al año haciendo esta sencilla tarea.
  • Cambiar los filtros de agua del refrigerador. En general los refrigeradores tiene un indicador que se pondrá en rojo para indicar que el filtro debe reemplazarse.
  • Servicio semestral a equipos de aire acondicionado y calefacción. Los equipos de calefacción y aire acondicionado, independientemente del tipo de equipo que tenga, deben ser inspeccionados, limpiados y revisados por lo menos una vez al año. El mejor escenario es hacer revisar el sistema de calefacción en el otoño y el de aire acondicionado en la primavera.
  • Inspección anual de termitas. Las termitas son plagas peligrosas porque tienen la capacidad de devorar silenciosamente la estructura de su hogar sin su conocimiento. Para cuando note problemas estructurales dentro de su casa debido a la actividad de las termitas, el daño puede que sea significativo. Para proteger su casa de los daños generalizados, debe detectar el problema lo antes posible. Es recomendable realizar una inspección profesional a su casa para detectar termitas una vez al año, particularmente si observa actividad de termitas, tales como enjambres, así como, tubos de lodo, que los insectos aversos a la luz construyen para moverse de un lugar a otro dentro o alrededor de su casa.
  • Limpiar los ductos del sistema de calefacción/aire acondicionado. La National Air Duct Cleaners Association (NADCA) sugiere limpiar sus conductos cada tres a cinco años para evitar la proliferación de agentes contaminantes en el aire. La limpieza de los ductos generalmente se refiere a la limpieza de los diversos componentes de calefacción y refrigeración, incluyendo los ductos y registros para el suministro y retorno de aire, rejillas y difusores, las bobinas de los intercambiadores de calefacción y refrigeración, bandejas de drenaje (bandejas de goteo), motor del ventilador y la caja del ventilador y la carcasa de la unidad de tratamiento de aire. La EPA (Agencia de Protección ambiental) ofrece información fiable sobre esta recomendación. Si están interesados en conocer más sobre el tema, pueden dirigirse a https://www.epa.gov/indoor-air-quality-iaq/should-you-have-air-ducts-your-home-cleaned
  • Hacer una limpieza profunda de la casa. Tome un sábado cada seis meses con toda la familia, y hagan una limpieza profunda, en todos los rincones, incluyendo el sótano.